Se pone en marcha Programa de Incentivos para el Desarrollo Energético Sostenible de Andalucía que prevé la creación de 23.500 empleos

    0
    93

    El consejero de Empleo, Empresa y Comercio de la Junta de Andalucía, José Sánchez Maldonado, ha presentado en Sevilla el nuevo Programa de Incentivos para el Desarrollo Energético Sostenible de Andalucía, que prevé la creación de 23.500 nuevos empleos hasta 2020, acto enmarcado en unas jornadas en las que han participado alrededor de 700 empresarios.

    Sánchez Maldonado ha calificado esta nueva Orden como “muy completa”, puesto que oferta 76 actuaciones en todos los ámbitos tecnológicos de la energía. De este lado, ha valorado el Programa, que ha nacido “fruto del consenso y la colaboración entre la Junta de Andalucía y más de 100 entidades que engloban a los principales agentes del sector”. “Su prioridad es concentrar los esfuerzos, tanto económicos como institucionales, en aquellos ámbitos con mayor capacidad para generar empleo y riqueza en Andalucía, aprovechando así las oportunidades ligadas a nuestras áreas de especialización”, ha subrayado el titular de Empleo.

    Tras el acto, se ha desarrollado una jornada técnica, con la participación de 330 empresas, para informarles de las principales novedades del Programa y los requisitos para concurrir como entidad colaboradora. Inicialmente se organizó una única jornada, pero el interés mostrado por las empresas ha obligado a la Agencia a convocar una segunda sesión informativa, con alrededor de otras 330 empresas inscritas.

    El objetivo del Programa de Incentivos para el Desarrollo Energético Sostenible de Andalucía es fomentar las inversiones de ahorro, eficiencia energética y energías renovables que permitan aprovechar las numerosas oportunidades de mejora energética en los edificios, la industria o las ciudades.

    Cuenta con un presupuesto inicial de 227 millones de euros cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, que se distribuye en tres líneas de ayudas: construcción sostenible, pyme sostenible y redes inteligentes. Inversión que se suma a los cerca de 400 millones que se han aplicado desde 2009 y gracias a los que se ha conseguido impulsar más de 136.000 actuaciones.

    La línea Construcción Sostenible, a la que se destinarán 164 millones de euros, adopta el nombre del anterior programa homónimo que tuvo una enorme acogida y fue ganador de los Premios Regiostars 2015 concedidos por la Unión Europea para reconocer los proyectos más innovadores cofinanciados por los fondos de cohesión y como ejemplo de buena práctica en el desarrollo regional. Con él se fomentarán las inversiones de ahorro, eficiencia energética y aprovechamiento de energías renovables en edificios de uso privado o público y en infraestructuras ubicadas en Andalucía y aquellas que permitan avanzar en la gestión energética. Además, se ofrecerán incentivos mayores para las intervenciones de mejora energética en viviendas sociales. Y en el ámbito público, se fomentará que las rehabilitaciones energéticas de los edificios tengan un carácter integral.

    Entre las actuaciones que se engloban en esta línea se encuentran soluciones para el aislamiento de cerramientos, cubiertas o suelo; ventanas, protección solar, soluciones bioclimáticas, autoconsumo mediante energías renovables, climatización o iluminación, entre otras; mientras que, en el ámbito de la gestión energética se incentivarán, por ejemplo, actuaciones de mejora energética mediante TIC o contabilización y seguimiento del consumo de energía mediante soluciones inteligentes.

    La línea Pyme Sostenible, que cuenta con un presupuesto inicial de 36 millones de euros, se dirige a impulsar un cambio del modelo de gestión de la energía por parte de la pyme en Andalucía hacia otro más eficiente y competitivo. En ella se incentivarán actuaciones de mejora energética en los procesos como el aprovechamiento de energías renovables o los proyectos de producción y/o logística de biomasa y biocombustibles; las reformas de instalaciones o procesos para una mayor eficiencia energética o la sustitución de combustibles o energías tradicionales por otros menos contaminantes.

    Impulsar la transformación de las ciudades de Andalucía hacia un modelo de ciudad inteligente es el objetivo de la línea Redes Inteligentes, que con un presupuesto de 27 millones de euros, fomentará la incorporación de elementos de gestión inteligente de la energía en el ámbito municipal. Incluye medidas para la infraestructura de recarga de vehículos alternativos, para ciudadanos, empresas y ayuntamientos, esencial para la extensión del uso de vehículos eléctricos o que usan gas como combustible.

    De estas medidas pueden beneficiarse todos los municipios aunque aquellos de menos de 20.000 habitantes contarán con incentivos superiores, de entre el 60% y el 85%, que pueden llegar al 90% cuando la inversión de mejora energética se realice por un tercero, existiendo un contrato de servicios energéticos.