Como aumentar las rehabilitaciones y el ahorro en instalaciones residenciales

0
387
sf-house-mejoresedificios

Nuestro parque de viviendas existente es una fuente infrautilizada de eficiencia energética. Sólo hemos arañado la superficie de su potencial para ahorrar energía. Décadas de investigación y miles de modernizaciones muestran que incluso las rehabilitaciones caseras más básicas pueden reducir el consumo de energía en un 15-20%, mientras que los proyectos de remodelación más completos puede duplicar o incluso triplicar el ahorro de energía. Los residentes se benefician no sólo de unas menores facturas de energía, sino también de unas casas con mayor comodidad, más saludables, más duraderas y más seguras. A pesar de los beneficios documentados ampliamente en la adaptación de todo el hogar, la demanda de rehabilitaciones se retrasa.

acee-mapee-mejoresedifiAproximadamente se completaron 518.000 proyectos de modernización en Estados Unidos a través del Home Performance con el programa ENERGY STAR desde 2002-2015, de acuerdo con el DOE (Ministerio de energía americano).  A estos hay que añadir los aproximadamente 115.000 hogares rehabilitados  a través del programa “Better Buildings” en Barrios por lo que  el número total de hogares  completados a través de los esfuerzos principales de los programas se acerca a los 700.000, menos del 1% de las viviendas unifamiliares de Estados Unidos. Si bien este número no incluye rehabilitaciones realizadas fuera de estos programas o los llevados a cabo a través de esfuerzos de mejor climatización dirigidos a familias de bajos y moderados ingresos, sirve para ilustrar la necesidad de aumentar la actividad de adaptación para captar el ahorro de energía disponible.

¿Cómo hacer frente a los desafíos e incrementar las rehabilitaciones?

El  nuevo informe de ACEEE (ver en biblioteca) explora algunos de los problemas persistentes a los que se enfrentan los programas de reequipamiento residenciales, así como las estrategias para el crecimiento de la participación ciudadana al tiempo que ofrece ahorros previstos. Se incluyen ejemplos de programas actuales que utilizan estas estrategias para obtener mejores resultados. Los retos específicos incluyen: (1) el cálculo de estimaciones precisas de ahorro a nivel de proyecto, (2) la garantía de que las actualizaciones se instalan y funcionan como se esperaba, y (3) fomentar la aceptación y la participación de los usuarios en los programas. Todos estos factores afectan a la capacidad de un programa para lograr ahorros.

scaling- mejoresedificiosLas nuevas tecnologías, prácticas y características de los programas representan oportunidades para mejorar los resultados. Ya ganan terreno en los programas de reequipamiento la estandarización de datos, la calibración de los modelos de energía para el uso real de energía y la evaluación de programas en tiempo real — todas las estrategias que ayudan a mejorar las tasas de realización a nivel de proyecto. Las oportunidades emergentes incluyen el aprovechamiento de las capacidades de las tecnologías inteligentes (por ejemplo, termostatos inteligentes y sistemas de gestión de energía en el hogar), el enfoque ampliado de medición y verificación en sistemas de climatización y potencialmente, la inclusión de incentivos de pago por rendimiento.

Los programas pueden desempeñar un papel importante en la creciente demanda de mejores rendimientos en las casas. Los programas pueden mejorar los sistemas y prácticas que permiten a los contratistas llevar a cabo un trabajo de calidad y, al mismo tiempo, potenciar el ahorro energético. Siendo más precisos, siendo más accesible la consecución de ahorros a nivel de proyecto se abren más oportunidades de utilizar estrategias de financiación que están vinculadas al ahorro de energía, como la financiación de “pagas según ahorras”. Esto también puede permitir una mejor integración de las mejoras de la eficiencia energética con otros proyectos de mantenimiento y rehabilitación de viviendas, tales como sustitución de cubiertas o mejoras en la fachada. Al tomar estas oportunidades, los proveedores de programas de rehabilitación pueden ayudar a los residentes para obtener todos los beneficios de unas casas más eficientes energéticamente.

Artículo de opinión de  Jennifer Thorne Amann, Buildings Program Director de la organización sin fines de lucro Consejo Estadounidense para una Economía de Energía Eficiente (ACEEE