El futuro de las ciudades es la eficiencia energética

0
438

La Unión Europea promueve nuevos modelos de negocio energético orientados a la rehabilitación a escala de ciudad. Javier García Breva presenta su nuevo Cuaderno IPM “La ciudad sostenible y los nuevos modelos de negocio energético”

Sistematizar las principales conclusiones del análisis de las directivas europeas de eficiencia energética que determinan los nuevos modelos de negocio energético ha sido el objetivo del nuevo Cuaderno IPM “La ciudad sostenible y los nuevos modelos de negocio” elaborado por Javier García Breva y editado por IMEDIA. Dichos modelos están orientados a la rehabilitación energética y a la participación activa del consumidor en la gestión de la demanda.

Cambio del papel energético

El modelo energético que prescriben las directivas europeas es el del ahorro a través de la generación distribuida, el autoconsumo, los contadores inteligentes con balance neto e interacción de los consumidores, los edificios de consumo de energía casi nulo, las redes eficientes de calefacción y refrigeración y el vehículo eléctrico. Europa ha dispuesto que en 2018 los edificios públicos y en 2020 toda la nueva edificación así como la rehabilitación de la existente se lleve a cabo con criterio de calificación energética “A”.

“El potencial de ahorro de energía entre una edificio de clase A y otro de clase G es de un 80% y en un parque edificatorio como el español, con más del 90% de edificios ineficientes, supone un ahorro de hasta 8.000 millones”,

En la actualidad, para Gª Breva, la diferencia radica en:

  • el papel de los ciudadanos, activos y
  • las ciudades, que son las que planifican urbanísticamente y utilizan energía

Desde 2015 se plantea en EU, en julio el paquete de verano para la Unión Energética: en esta estrategia el papel de la eficiencia energética es fundamental:  se considera como una fuente energética más. En ese contexto, el objetivo es: la participación del consumidor en el sistema eléctrico a través de la generación distribuida, el autoconsumo y la participaciónde los consumidores, la rehabilitación energética  y el vehículo eléctrico (clave del reordenamiento urbano)

Papel de Europa y de los sistemas de climatización

Para EU la eficiencia energética es el principal objetivo para reducir las importaciones energéticas e incrementar la cuota de energías renovables. El pasado mes de febrero se aprobó la estrategia de calor y frío de la Comisión Europea: donde se plantea la revisión de las 3 las directivas que se quieren adaptar. La calefacción y refrigeración representa el 50% del consumo energético en la UE y acapara el 68% de las importaciones de gasy aquí hay un potencial de ahorro del 70%. Esta estrategia lo que apunta es:

  • Incrementar la tasa de rehabilitación
  • Ampliar la cuota de renovables en edificios (ahora 18%)
  • Reducir el uso de energía fósil
  • Aprovechar calor residual y meterlo en redes
  • Rehabilitación de edificios … La rehabilitación energética, que es clave, está mal coordinada.”la escala de rehabilitación ya no es solo de edificio, sino de barrio y de ciudad”
  • Mejorar el reparto de costes entre inquilinos y propietarios
  • Promover eficiencia energética en hospitales y escuelas públicas a través de Autoconsumo y bajo el modelo de servicios energéticos
  • Mejora la fiabilidad de la certificación energética, que sea de mercado

Actuar en las ciudades

Se quiere cambiar el modelo energético en las ciudades por:

  • El efecto de arrastre de la eficiencia energética …a mayor objetivo, mayor tasa de renovables y menores emisiones: no actuar en eficiencia energética supone frenar las otras políticas
  • Cumplimiento efectivo de las directivas… aquí el autor muestra la diferencia entre España y EU; ej.Transposición de directiva de eficiencia energética. En España el modelo pasa por incentivar el consumo…el “modelo está así”. “Pagamos 7.000 millones por una energía que no consumimos…se potencia la energía contratada”.
  • La diferencia entre contar con una letra A y G es un 80% de energía…esto supone, aproximadamente 8.000 millones de euros de potencial
  • Hemos batido records de emisiones

Por eso, el autor saca una 3ª conclusión: los conceptos se pueden llevar a los ayuntamientos (ordenanzas y planeamiento urbano): cómo consumir energía en la ciudad.

  • El Art. 9 de la Directiva de eficiencia energética en los edificios: establece que desde 2108 en los públicos y desde 2020 el resto, los edificios han de ser de energía casi nula, con muy poca energía y con renovables (en el RD sólo define la definición). Debe haber planes nacionales, que España no ha hecho, indica Gª Breva. El Ministerio de Fomento está trabajando en esta línea, pero no así el Ministerio de Industria
  • El Art. 9 de la Directiva de eficiencia energética: los contadores que deben medir el balance neto, deben estar preparados para el autoconsumo, para interactuar en la gestión de la demanda, a través del contador… no se está haciendo el cambio con estos criterios , no sabemos si son inteligentes, no está accesible. “Esta es la realidad”
  • Se quieren potenciar desde Europa las redes de calor y frío
  • La Ley 8/2013, luego refundida… pretende favorecer las energías renovables en la edificación, se dan competencias a los ayuntamientos para que intervengan en las certificaciones de los edificios: edificabilidad, política urbana de rehabilitación, IBI,…

Va a haber dinero para unproyecto integral de eficiencia energética por parte de un ayuntamiento; destinado a los polígonos, al comercio minorista…eso es lo que quiere financiar la EU.

Retos de futuro y ejemplos

García Breva también aporta datos y claves de la última encuesta de Eurostat:

  • Mejorar la estrategia de rehabilitación de edificios (la de España deja muchos aspectos sin tocar)
  • Calificación energética, que posiciona a los edificios en el mercado… hay un problema de gobernanza
  • Concertación pública: contrataciones con criterios de alta eficiencia…brilla por su ausencia
  • Contadores inteligentes: los servicios energéticos asociados a los tipos de contadores que hay
  • Autoconsumo en los edificios
  • Cooperación interministerial…aquí tampoco. Planificación del territorio, clave, ha sido el gran error, excluida la energía y el transporte; concebir la ciudad con un menor uso de recursos
  • Contabilizar la inversión eneficiencia energética: siempre es rentable

Rubí y el Estado de Nueva York son dos ejemplos a seguir para Gª Breva: este último ha marcado como objetivo para 2020 contar con  150.000 instalaciones fotovoltaicas y contar con una estrategia integral de energía: que la producción sea el 50% procedente de energías renovables. Esto supone:

  • Cambios modelo
  • Potenciar la energía distribuida: FV y eólica
  • Actuar desde el lado de la demanda

Están cambiando los modelos de negocio (autoconsumo, agua, transporte, residuos…) que afectan a los usos, los contadores y la movilidad eléctrica… gran campo actuación.

Conclusión: el futuro de las ciudades es la eficiencia energética, desconectar el consumo con calidad de vida