Como es la eficiencia energética de La Alhambra

0
416

La Alhambra ha acogido, en el área educativa de las Casas de la Mimbre, la reunión de medio centenar de alumnos que participan en el proyecto Erasmus + Un teorema en la Biblioteca. El Instituto Zaidín Vergeles de Granada ha sido uno de los centros colaboradores de esta propuesta desde el año 2014.

El director del Patronato de la Alhambra y Generalife, Reynaldo Fernández, ha recibido a los jóvenes, entre 14 y 17 años, procedentes de Italia, Eslovenia, Hungría, Noruega, Polonia y República Checa y les ha animado a disfrutar de la experiencia del Patrimonio en la ciudad palatina. La jornada ha comenzado con una conferencia del investigador y profesor de la Universidad de Granada, Diego Pablo Ruiz, sobre el Proyecto SONBIO, en el que se ha analizado la “alta” eficiencia energética de la fortaleza nazarí. Tras la charla, los escolares han realizado una visita al Conjunto Monumental.

En cada encuentro Erasmus + se han reunido seis alumnos de cada país participante y se han realizado diferentes grupos, que han trabajado de manera monográfica un tema concreto. En España, el tema elegido ha sido la energía.

Proyecto SONBIO

El proyecto SONBIO ha sido innovador en este aspecto debido a la doble vertiente que ha conseguido unir por una parte el análisis de su entorno energético y bioclimático, y por otra la caracterización sonora de su ambiente.

Este estudio de investigación ha sido realizado por Diego Pablo Ruiz Padillo y Amador Martínez Jiménez, científicos de la Universidad de Granada y el Instituto Tecnológico de Certificación Energética, respectivamente. En él ha participado también el Patronato de la Alhambra y Generalife y ha sido financiado por el CEI-BioTic de Granada.

ENERGÍA Y CLIMA

Para el desarrollo de esta parte se han instalados sensores en todos sus espacios, cuya finalidad ha sido monitorizar datos de temperatura y humedad. También se han realizado termografías en sus palacios, se ha medido la transmitancia térmica de sus muros y se han realizado simulaciones termodinámicas mediante métodos de elementos finitos, todo ello con una finalidad: “descubrir que existe un microclima característico propio para cada una de sus zonas y estancias, así como determinar aquellos aspectos constructivos que lo definen como un monumento altamente eficiente desde un punto de vista energético”.