La Región de Murcia revisará el Libro del Edificio para extender los niveles de la calidad de las viviendas a los acabados y las instalaciones de los servicios

0
153
Calidad viviendas Murcia Libro edificio
El director general de Carreteras, José Antonio Fernández Lladó, presidió la reunión de la Comisión de Calidad Constructiva del Libro Blanco de la Construcción, en la que se abordaron los avances de los trabajos que se llevan a cabo en materia de ordenanzas, Libro del Edificio y formación de profesionales del sector.

El documento obligatorio para todos los edificios de obra nueva y rehabilitaciones, el denominado Libro del Edificio, se revisará con el objetivo de extender los niveles de calidad a todos los aspectos implicados en una edificación, según ha informado la Consejería de Presidencia y Fomento de la Región de Murcia.

Su objetivo es ampliar el alcance del Libro del Edificio a los acabados interiores e instalaciones de los servicios de fontanería, electricidad, gas y comunicaciones, ya que hasta ahora registraba lo relativo al proyecto de la obra y a la calidad de la estructura, hormigón, hierro y envolventes del edificio.

Todos estos acuerdos se alcanzaron la semana pasada en la reunión de la Comisión de Calidad Constructiva del Libro Blanco de la Construcción, presidida por el director general de Carreteras, José Antonio Fernández Lladó, y en la que se abordaron los avances de los trabajos que se llevan a cabo en materia de ordenanzas, Libro del Edificio y formación de profesionales del sector.

También se consideró necesario adecuar el formato del Libro del Edificio a las nuevas tecnologías de la comunicación y la información, y conseguir una adecuada gestión documental haciendo uso de dichas herramientas.

Igualmente, se pretende incorporar el Plan de Mantenimiento del Edificio, definiendo tanto el contenido del plan como el control por parte de la administración del cumplimiento de lo planificado.

Para ello, se valorará las actividades de mantenimiento que están reguladas por la normativa actual y que son de obligado cumplimiento y la relación de las que no están reguladas pero que es aconsejable tenerlas en cuenta en los planes de mantenimiento. Por ejemplo, se incluirá en los planes de mantenimiento la revisión de las condiciones de accesibilidad de los edificios (pavimentos, señalización, barandillas, etc.).

Se avanzó en la unificación de los criterios en las ordenanzas de edificación y de obras de urbanización de los municipios de la Región frente a la variedad y dispersión de la normativa que existe a día de hoy en unos municipios y la ausencia de ésta en otros. Es por ello que se establecerán unos criterios mínimos y básicos que se respeten en las ordenanzas municipales.

Asimismo, se abordaron las especialidades de formación profesional relacionadas con el sector que deben actualizar sus contenidos para acompasarlas con la tecnología y tipología constructiva actual, especialmente las relativas a instalaciones de electricidad y energéticas, comunicaciones, y construcción con elementos prefabricados.