Las empresas de iluminación garantizan el correcto cumplimiento del calendario europeo de sustitución del alumbrado tradicional

0
71
anfalum-selecc-bombilas

Desde 2009 se viene trabajando en la implementación de este calendario europeo cuyo objetivo es la progresiva eliminación del mercado de los productos de iluminación tradicional, mucho más ineficientes que las nuevas tecnologías.

Desde el pasado 1 de septiembre de 2018 venció el plazo para el alumbrado halógeno; la normativa europea estableció esta fecha para que se dejen de poner en el mercado lámparas halógenas.

La Asociación Española de Fabricantes de Iluminación (ANFALUM), está satisfecha con el correcto cumplimiento de la normativa europea que llevan a cabo sus fabricantes y prevé que la medida mejorará la competitividad del sector, en plena expansión digital.

Según datos de ANFALUM, el alumbrado doméstico halógeno actual supone entre el 30% y el 40% del parque actual. “Esto es debido –afirma Alfredo Berges, Director General de ANFALUM- a la progresiva implantación del LED en el mercado, que desde hace varios años consecutivos ya supera en España el 60% del mismo”.

Menos consumo, más Medioambiente

Las nuevas tecnologías de la iluminación, concretamente el LED, dentro de la llamada iluminación inteligente (smartlighting) suponen ahorros de entre un 50% y un 60%. Si además usamos instalaciones de calidad, con marcas reconocidas como las que pertenecen a ANFALUM, y sistemas inteligentes de alumbrado (detección, reguladores, etc), el ahorro puede llegar hasta el 80-90% con respecto a la iluminación tradicional.

“El ahorro energético, -según Alfredo Berges– pasa por utilizar productos de calidad, que alumbren bien, que sean más eficientes y más ecológicos, pero también es necesario que estén diseñados, instalados y efectuado el mantenimiento de las instalaciones, de la mano de profesionales cualificados”.

Sobre el calendario de eliminación de tecnología halógena

Desde septiembre de 2009 ANFALUM ha liderado y promovido la correcta eliminación de los diferentes tipos de aparatos tradicionales de iluminación del mercado español, según marcaba el calendario europeo.

El pasado 17 de abril de 2015, el Comité Ejecutivo de Lighting Europe (federación europea de asociaciones a la que pertenece ANFALUM como único miembro español) negoció con la Comisión Europea una moratoria; mantuvo reuniones y votó a favor de retrasar la eliminación hasta 2018 (concretamente desde el 1 de septiembre como fecha límite) de las lámparas y focos halógenos no direccionales y de pequeñas potencias que hasta ahora no se hubieran eliminado.