Valencia quiere ser un referente en materia de autoconsumo a través del proyecto ProSumE

0
95
Genérica-Mejores-Edificios2

El proyecto ProSumE (Enabling Energy Prosumers Services) pretende convertir a Valencia en un referente nacional y europeo en materia de autoconsumo y autoproducción de energía solar. Se trata de una iniciativa del centro de innovación Las Naves, el Instituto de Ingeniería Energética (IIE) de la Universidad Politécnica de València, la Fundación Observatorio del Cambio Climático y el Instituto Universitario de Investigación en Economía Social, Cooperativismo y Emprendimiento (IUDESCOOP) de la Universidad de València. La financiación corre a cargo del EIT Climate Kic, la principal iniciativa de la Unión Europea sobre cambio climático y la mayor colaboración pública-privada de Europa centrada en la innovación para mitigarlo.

Representantes de estas instituciones han tenido ya la reunión de lanzamiento del proyecto, que tendrá una duración de seis meses y con el que se persigue fomentar la producción descentralizada de energía para hacerla más justa y democrática; y, con ello, generar un verdadero impacto en el cambio climático. Está concebido como un proyecto semilla con el que establecer una hoja de ruta para acompañar el desarrollo de servicios a prosumidoras y prosumidores en nuestra ciudad y con la que València podría lograr su objetivo de reducir en un 40% sus emisiones de Gases de Efecto Invernadero para el año 2030.

El proyecto ProSumE se basa en el concepto de “prosumidor/a”, que se refiere a las personas que son, al mismo tiempo, consumidores y productores de energía. Su objetivo es fomentar la autoproducción y el autoconsumo de energía, en concreto fotovoltaica, para convertir a la ciudadanía en actor de la transición energética de la ciudad.

El trabajo, dentro del proyecto, del centro de innovación Las Naves, en colaboración con la Fundación Observatorio del Cambio Climático, se centrará en la coordinación, comunicación y gestión del proyecto. También analizará los principales obstáculos que enfrenta la ciudadanía para hacer la transición a la autogeneración de energía y el autoconsumo, así como los diferentes tipos de perfiles de prosumidores potenciales, considerando los diferentes modelos de producción de energía a nivel residencial o comercial, pero también a nivel público o colectivo.

El grupo de trabajo del Instituto de Ingeniería Energética de la Universidad Politécnica de València se encargará, entre otras cuestiones, de localizar en qué partes de la ciudad se puede aprovechar más el potencial solar. Además, estudiará la cantidad de energía que se puede generar, así como cuánto dinero se podrá ahorrar y la correspondiente reducción de emisiones de CO2.

Por su parte, el Instituto Universitario de Investigación en Economía Social, Cooperativismo y Emprendimiento de la Universidad de València trabajará en identificar el contexto legal en el que se podrían ofrecer servicios a prosumidores y prosumidoras, así como en el análisis de las mejores prácticas de gestión a nivel legal y administrativo.

El proyecto ProSumE surgió del grupo de trabajo de promoción de las energías renovables de la red Connecta Energia de Las Naves durante unas jornadas organizadas en el marco del proyecto europeo Transition Cities de Climate KIC. Su objetivo es conseguir un nuevo modelo energético para Valencia que sea justo y democrático.