Veto a la Proposición de Ley de Autoconsumo en el Congreso

0
363

Ayer, en la Mesa del Congreso, se desestimó la tramitación de Proposición de Ley de Autoconsumo, registrada hace unas semanas por la mayoría de partidos quedándose en el camino. Es decir, que la veta y no iniciará su tramitación. De los nueve diputados que componen la mesa, los tres del PP y los dos de Ciudadanos decidieron tumbar la Proposición de Ley, que planteaba la derogación del “impuesto al Sol”.

Para ir en esta línea, el PP se ha basado en un nuevo informe de la Secretaría de Estado de Energía que emitió el pasado 10 de marzo “desfavorable” sobre la Proposición de Ley de Autoconsumo y que habla de que el autoconsumo causaría pérdidas a las arcas del Estado.

Estas cuentas no son compartidas por el sector, que los considera injustificados. Ya en octubre, hubo otro informe en la misma línea “desfavorable”, que indicaba que el Estado dejaría de recaudar unos 162 millones de euros.

Reacciones

Cálculos de la Unión Española Fotovoltaica (UNEF) indican  que el Estado dejaría de recaudar por “culpa” del autoconsumo solar fotovoltaico 891.840 €, muy lejos de los 162 M€ que habla el Gobierno.

Por su parte Greenpeace ha indicado que “Ciudadanos ha traicionado su compromiso con la ciudadanía, al no sumarse al resto de partidos de la oposición que hoy han votado a favor de levantar ese veto”.

Así mismo habla de que “el comportamiento de ambos partidos políticos es inaceptable. El PP porque quiere asegurar los beneficios de las compañías eléctricas y no han hecho nada por ocultarlo desde que aprobasen el ‘impuesto al sol’ hace un año y medio. Y Ciudadanos porque a la hora de la verdad está traicionando el compromiso reiteradamente suscrito con la sociedad civil para que se reconozca por fin el derecho al autoconsumo en España”.

Para la organización ecologista esta decisión “vuelve a ser una declaración de intenciones en contra del ahorro, la eficiencia energética y nuestro derecho a participar en la transición energética con energías renovables” y manifiesta que seguirá defendiendo los derechos de la ciudadanía dado que el autoconsumo eléctrico es un derecho de toda la ciudadanía y es clave para democratizar la energía, luchar contra el cambio climático y crear empleo.