Zaragoza invierte en eficiencia energética de sus instalaciones

0
173
zaragoza-mejoresedificios

El pasado 21 de septiembre se dio cuenta a la Comisión de Pleno de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza de la contratación de seis actuaciones de mejora de la eficiencia energética en instalaciones municipales, que se llevan a cabo en el marco del Programa de Ahorro Energético 2015-2020 que actualmente se está impulsando desde el Área de Urbanismo y Sostenibilidad.

Tal y como indica el ayuntamiento “El importe de estas 6 actuaciones asciende a 97.065,17 euros, y forman parte de las acciones que está llevando a cabo el Ayuntamiento en este tipo de mejoras en equipamientos e instalaciones municipales, en las que se están invirtiendo actualmente 176.822,66 euros. En su conjunto, la inversión va a producir un ahorro en los costes municipales de 117.648,23 euros anuales, con lo que, en un plazo inferior a 2 años, la inversión no sólo estará amortizada, sino que estará produciendo ya ahorro económico efectivo. A ello hay que añadir que estas actuaciones concretas representan un ahorro de 43.879 kilowatios/hora y la emisión a la atmósfera de 16.32 toneladas de CO2.

Concretamente, las obras que se recogen en estas 6 actuaciones corresponden a la mejora de la climatización en el edificio de Servicios Sociales en el Casco Histórico (calle Las Armas 63); la instalación de baterías de condensadores para mejorar la eficiencia energética de varias instalaciones municipales (nave municipal de la Autovía de Logroño, alumbrado en calle Convertidos 2, fuente en la calle Miguel Labordeta, fuente en Urbanización Parque Goya II, fuente en Plaza de Roma, fuente en el Parque del Agua, parque en la calle Carlos Marx, pabellón deportivo municipal de Torrero y escuela infantil El Tren); las obras para la mejora de la eficiencia energética en el edificio de la Junta Municipal de Delicias; las mejoras en la climatización de la Junta Municipal de Las Fuentes; la mejora en la eficiencia energética con el cambio de luminarias en el Colegio Público Tomás Alvira; y las mejoras en la climatización del Albergue Municipal de Transeúntes, en la calle Alonso V.

A estas actuaciones hay que añadir la corrección de anomalías en las instalaciones eléctricas de alta y baja tensión en la Subestación Elevadora de Aguas del Ebro (ya finalizada), y el cambio a gas natural y reforma de la instalación de calefacción en el colegio Público Eugenio López y López (en proceso de adjudicación), y la mejora de la eficiencia energética de la iluminación del Parque de Bomberos nº 1 (en estudio).

Eficiencia energética y lucha contra el cambio climático: el reto 20/20

Con el objetivo de mejorar la gestión medioambiental de los equipamientos e instalaciones municipales, se está llevando a cabo el Programa de Ahorro Energético 2015-2020, dentro del objetivo marcado por el Gobierno municipal de reducir en un 20% las emisiones de gases nocivos a la atmósfera para el año 2020. Este paquete de medidas se basa en racionalizar la explotación y reducción de costes en materia energética, para que se produzca una reducción de la contaminación, una mayor presencia de las energías renovables y un mayor control de la gestión técnica del conjunto. Entre las acciones se incluye la regulación de la potencia contratada en los contratos de suministro de energía eléctrica (se recomienda a la ciudadanía revisar sus propios contratos puesto que habitualmente se encuentran sobredimensionados y eso supone un encarecimiento innecesario de la factura de la luz en los hogares).

Ahorro y optimización de consumos de energía eléctrica y combustibles

Con las acciones que ha se han llevado a cabo, en 2015 ha existido un ahorro de 1.478.000 euros, de los cuales corresponden a ahorro en el consumo energético unos 453.000 euros, y el resto a los ajustes de potencia contratada (1.000.000 de euros). Es decir, el ahorro por descenso de consumo es el 30% de ahorro de los costes. En CO2 equivaldría a 1.313 Tn.

Por su parte, la concejala de Medio Ambiente y Movilidad, Teresa Artigas, ha destacado “la importancia de la lucha contra el cambio climático como una de las líneas fundamentales de las políticas municipales. Nos hemos comprometido a dar ejemplo en la reducción de nuestros propios consumos energéticos y lo estamos haciendo, con el objetivo de alcanzar un ahorro de energía del 20% en todas nuestras instalaciones. Además, también queremos comprometer a los trabajadores municipales para que sean conscientes de su papel para lograr esta mejora es fundamental.””